lunes, 22 de marzo de 2010

LO QUE DEJÓ EL FIN DE SEMANA


A Joaquín Morales Solá le debemos la frase institucionalista del domingo:

“Es cierto que Lavié Pico decidió sobre un exceso de la oposición (ésta cambió los miembros de una comisión luego de haber acordado su integración), pero no debió hacerlo, aún cuando el planteo fuera correcto”

Los mejores análisis de la oposición estuvieron a cargo de:

En Perfil, Jorge Fontevecchia:

“La oposición, por lo menos por ahora, no tiene un plan económico alternativo y la centroizquierda no tiene otro candidato con capacidad de gobierno. Quizás allí residan las dos fortalezas estructurales del capital político K, resultado de que lo que está enfrente no le compite en su terreno, o en algunos terrenos le compite sin superarlo”

El Jefe de Gabinete Aníbal Fernández sostuvo:

"Carrió es la presidenta honoraria del artículo 34 primero del Código Penal: alteración morbosa de sus facultades le impiden comprender la criminalidad de sus actos", ironizó y agregó:, "no obstante, en un rejuntado de la oposición de la Cámara de Diputados, sigue siendo la que lo conduce, lo cual hace más irracional el pensamiento de esta oposición irracional".

Macri no arregló el problema de las inundaciones, el problema de los subterráneos, no arregló las escuelas y no arregló los hospitales. Mauricio Macri es un libro sin tapa y sin hojas”

Vio algo que no le gustó:

La ex mujer del Lole Reutemann, Mimicha Bobbio, amenazó al senador desde Blog Bizarro:

“Comunicado Urgente desde mi residencia en Europa. Directamente desde Europa hago saber al senador y a sus seguidores, en honor a la Verdad, a la cual defiendo como virtud primordial del SER, no aceptar más este juego inadmisible y solapado en el cual me veo envuelta. Si esto no finaliza, me encargaré de contar la Verdad, la cual por pudor y respeto he sabido callar. Con toda responsabilidad, saludo a mis queridos lectores”.

Por acá se cuenta la historia.

Palabra de Dios:

Durante su encuentro con Cristina Fernández, el arzobispo Jorge Bergoglio dijo:

“… que había escrito un documento sobre la deuda externa y que ningún medio se lo publicó, salvo El Argentino, que financia el gobierno nacional. A veces la prensa no dice toda la verdad”, agregó el arzobispo para asombro de sus anfitriones. También dijo que le parecía muy acertada la asignación universal por hijo

La justicia y Cobos:

Mario Wainfeld lo analiza por acá:

“Cobos se plegó a un reflejo emocional del arco opositor: bronca al probar la propia medicina. La judicialización permanente, potenciada por la ligereza con que jueces de primera instancia resuelven medidas cautelares, es un camino de ida. No del Congreso a Tribunales (al fin y al cabo son pocas cuadras) sino de pérdida de volumen de los poderes políticos.

Cobos apeló y dijo que esos actos del Senado son “no judiciables”. Un argumento que borra con el codo las acciones previas (y futuras) de sus compañeros de ruta... amén de un error”