martes, 9 de junio de 2009

LACLAU SACA LA PISTOLA


En una entrevista que publica esta semana la revista Veintitres, el politólogo Ernesto Laclau formula las siguientes definiciones:


Cobos es un error histórico. Es un imbécil que ni sabe de qué lado sopla el viento. No creo que de ahí vaya a brotar la hierba”

“Pero tampoco veo a figuras de la derecha que se perfilen como grandes referentes. (Mauricio) Macri es una desilusión porque está encerrado en su propia cáscara. Y (Elisa) Carrió es una oportunista tal que a esta altura nadie la toma en serio. La única persona con cierta respetabilidad es Gabriela Michetti, pero no tiene volumen para ser líder histórica de un reagrupamiento”

“Lo que pasa es que no hay un discurso opositor fuerte y el Gobierno, que sí es coherente, no consiguió plasmar su discurso en una interpelación de masas eficaz. Estamos en el limbo. Lo preocupante es que el espectro político se desgrane y la gente pierda entusiasmo”

“Los medios de comunicación, por ejemplo, no aportan o lo hacen de forma negativa. Cada semana, por ejemplo, (Joaquín) Morales Solá mantiene un discurso frenético en contra de lo que se opone y La Nación presenta una ofensiva ideológica inequívoca. Pero ese discurso de la derecha todavía no está interpelando a la gente fuertemente. Tampoco el kirchnerismo”

“Con un equilibrio que el kirchnerismo todavía no alcanzó. El tema está en que, por un lado, tiene que confiar en las viejas formas del aparato, como los señores del conurbano que fueron menemistas, duhaldistas y ahora son kirchneristas, para que el proyecto político sea viable. Y, por el otro, ciertas fuerzas que pertenecían a la experiencia histórica de la apertura kirchnerista como Barrios de Pie o Sabbatella se están abriendo del modelo. Si todo el proceso queda referido al PJ, el proyecto no tendrá viabilidad futura. Del mismo modo que si pasa a ser sólo ideológico. El discurso político que he desarrollado va más en el sentido de la transversalidad del Frente para la Victoria que en el sentido pejotista. Pero alcanzar esa estabilidad entre ambos definirá la posibilidad de la democracia argentina en los próximos años”

“Lo que sucede es que el sistema institucional siempre es corporativo e intenta mantener el statu quo. Pasó con el yrigoyenismo y el antipersonalismo de Alvear, a través del cual se reconstituía la derecha. Pasó con la oposición a Perón, porque los conservadores no querían que predominara la voluntad popular. Cuando a mí me hablan de antipersonalismo, de oposición a la reelección y todo este tipo de cosas, saco el revólver porque lo que tratan de organizar a través de estos lemas es la traición nacional”


Acá la nota completa

2 comentarios:

Fernando Cassia dijo...

Que grande... es bueno leer a los que saben de historia, porque pueden detectar patrones que se repiten sistemáticamente. Esto del antipersonalismo y defender el status quo es un hallazgo.

Para imprimir, enmarcar y colgar en la pared esta nota.

Gracias por compartirla.

Tu blog se va para arriba Aldo. Mientras el tuyo sube exponencialmente en calidad, yo no puedo salir del chiste fácil o la repretitiva crítica a los medios.

No hay caso, algunos nacen águilas y otros gorriones.

FC

Aldo Ulises Jarma dijo...

Gracias por lo del blog Fernando.
Y no te preocupes, ya retornará la inspiración. Tengo muy presente que durante la "crisis campestre" fue tu blog una referencia indispensable para dar la batalla comunicacional a la mesa de desenlace y multimedios.
Pocos desplegaron entonces tanto talento y trabajo juntos.
Y siempre es bueno saber, en mi caso, que el nerd progre está ahí, a punto de escribir un post.
Un abrazo.